Congreso Internacional de Telecentros: Internet y pan, bits y bosque, cables y orillas


Lo peor. Políticos por todas partes.
Lo mejor. Gente comprometida.
Hay casos en los que los unos y los otros se combinan y nace algo nuevo.
Esto es lo que ha sucedido en el I Congreso Internacional de Telecentros celebrado al principio de esta semana en Sevilla.

Es difícil de explicar lo que es un encuentro de este tipo porque supone una argamasa de red y pueblo, de Internet y pan, de bits y bosque, de cables y orillas, de cacharricos que hacen ruidos y sierras frondosas que respiran, de tecnología y personas, de brechas y obreros, de pico y de pala donde el cemento es el contenido y el convencimiento de que el desarrollo de la Sociedad de la Información, compartiendo conocimiento, es la única manera de sobrevivir en este siglo XXI para crear una sociedad cuyos valores sean la democracia. Y por tanto, la justicia, la igualdad, las oportunidades.

Es un nuevo Valhalla, una Suecia 2.0, el Paraíso, Paraninfo o Paranaso. Es Roma, “que no era un imperio, era una idea”.

Para todas estos principios solo cabía hasta ahora una palabra, que era herramienta y motor. Alfa y omega. Principio y fin. La educación. Pero hoy, ha quedado superada. Se necesita la educación y la acción. Una educacción que permita a la gente, desde la nueva alfabetización digital, crear, actuar, emprender, innovar, como resume en su blog Rosa Jiménez Cano.

De esto se ha hablado y discutido de forma poliédrica en este primer Congreso Internacional de Telecentros. Y también de lo que las administraciones, los gobiernos y los servidores públicos deben evolucionar para compartir y suministrar información, como explica perfectamente Ícaro Moyano, dircom de Tuenti.

Unos ejemplos
.-Ezequiel Ander Egg: La pasión por vivir, por Antonio Manfredi.
.-Fran Rojo: Larga vida a los telecentros, por Fran Rojo.
.-Dolores Reig: Igualdad de género digital, por Dolores Reig.

Y del Edén al polvo, a la tierra: Andalucía, donde cientos de personas han participado en este primer Congreso Internacional de Telecentros y que son los que a pico y pala van rellenando la brecha digital. Y en cuanto rellenan, plantan. Dan contenido a esa nueva carretera y ayudan a los usuarios a conducir por ella, mostrando que puede llevar tu conocimiento, proyecto, empresa, cultura o lo que sea a todo el mundo y que además permite construir mediante la alianza de talentos nuevas ideas, comunidades, proyectos, equipos, ad infinitum.

La conclusión: El que tiene acceso a la red es más feliz y más capaz de ejercer como ciudadano. Hacerte oír y escuchar al mundo y sobretodo hablarle de tú a tú.

Aquí aparecen los centros Guadalinfo. Desde donde se construye. Pero sobre todo desde la Red Guadalinfo.es que pone en contacto y permanente conversación a todos los andaluces y que quiere ser un espacio para la innovación social y el crecimiento de la comunidad.

¿Cuál es la diferencia con el resto de redes sociales? Puedes hacer ahí lo que haces en Facebook, pero con un objetivo e implicación determinadas, con herramientas y recursos de aprendizaje y conocimiento compartido.

Y en este I Congreso Internacional de Telecentros, que también es la reunión anual de las personas que gestionan los centros Guadalinfo, surge otro concepto: la #Descentralización. El clamor de la periferia de la periferia. Que a veces es dinámico, pero otras muchas, no. La perversión de la palabra también lo es de la revolución.

El concepto #Descentralización supone que ya no es solo la brecha digital la importante. Ya no es solo el centro (físico) Guadalinfo (hay uno en cada municipio andaluz menor de 1.000 habitantes). El concepto evoluciona desde el original pero ahora, además, se crea conocimiento, contenido y proyectos. Y se hace en red.

Estos proyectos -400 hay en marcha ahora mismo en Andalucía- están representados en este I Congreso Internacional de Telecentros que ha tenido dos escenarios -feria y auditorio- y distintos formatos- conferencias, talleres, presentaciones.

Todo se ha retransmitido en streaming y se ha visto la enorme participación a través de las redes sociales. Además de los usuarios, hoy empresarios y emprendedores, que han contado, explicado y compartido sus casos de éxito.

Y todo esto ha nacido en Granada, donde el Consorcio Fernando de los Ríos, formado por la Consejería de Economía + Innovación y las ocho diputaciones andaluzas, tiene su sede.

Y gracias a un grupo de profesionales que cree en lo que hace.

A veces, basta solo con eso.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
Ideal.es

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.